Click y Click

Hyundai

lunes, 31 de julio de 2017

Les puse falta en el día de los abuelos

Nietos, contarme algo
Aunque sea chiquito
porque no si estaré aquí más rato
o solo me resta un poquito.

Este miércoles 26 de julio, se celebra en España el Día de los Abuelos, una jornada de agradecimiento y homenaje a los mayores de la familia. La celebración católica de este día recuerda a San Joaquín y Santa Ana, padres de la Virgen María y, por lo tanto, abuelos de Jesús. Para rendir homenaje a todos los abuelos, recordamos frases de autores célebres que reflexionan acerca de estos referentes tan importantes en nuestras vidas.
Carlos, inteligente, cariñoso y preparado
Cuando me levanté hoy día 26 de julio puse en marcha mi teléfono móvil, cuestión que como sabe la abuela, no suelo efectuar. Pase una noche nerviosas y con la esperanza puesta en ese sonido que me alerta cuando tengo una llamada. Es también para mi un sonido especial por es la sintonía, la música, del programa que popularizó el Maestro Félix Rodriguez de la Fuente, “El Hombre y la Tierra”. Sin embargo, pendiente todo el día y no sonó…nadie se acordó de los abuelos. Esa noche fue mucho más difícil dormir, además del calor, mi angustiado corazón se sentía triste, con una gran soledad y olvidado.

Jorge, creatividad y fortaleza
Como creador de sueños me agrada contar pequeñas historias, que después traslado cuando puedo y la economía lo permite, las cuento en imágenes cinematográficas si tengo esa pequeña licencia, ¿Porque no soñar ?. Al día siguiente por la mañana estaba realmente cansado pero al mirarme en el espejo tenia esbozada un sonrisa que delataba la complicidad de los sueños. Carlos, Jorge, Guillermo y Sergio, cada uno de mis nietos me habían enviado un largo y cariñoso WatsApp contando me sus historias, que para mi son tan importantes. Carlos, con su diplomara en el bolsillo, me escribió que se lo estaba pasando estupendamente en el viaje con sus colegas por Europa, Jorge en su afán bendito por aprender inglés me comentaba lo bien que le han acogido en Irlanda una familia extraordinaria y que se lo estaba pasando como nunca.
Guillermo, responsable y creativo, todo un hombrecito
Guillermo se había quedado tras sus magníficas notas con su madre, mi hija, en Marbella para después subir al campo donde su hermano acompaña a su padre , porque allí hay mucho trabajo que hacer… Pero el bueno de Sergio está loco porque su madre termine su trabajo y pueda dedicarle el tiempo que ha pasado sin ella.
Sergio, espontáneo, cariñoso y autosuficiente
Así que con un sueño de esta magnitud, parece que uno está muy vivo y con mucha cuerda y aunque sea mentirijillas sentirse querido por sus nietos. aunque Me gustaría compartir algo de más tiempo con ellos porque cuando uno se marche dejarles que recuerden siempre con amor la palabra: ABUELOS; porque para quererlos ya estamos su abuela y yo "el abuelo" dejar que podamos quererlos. NO es una obligación es simplemente un derecho que sale de lo más profundo del alma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario